Mundo de sueños adolescentes

0
332

Mango Teen, Barcelona

El estudio valenciano Masquespacio presenta el proyecto para la primera tienda de Mango Teen en Barcelona, que se inicia con el objetivo propuesto por el equipo directivo de desarrollar la identidad para sus nuevas tiendas Mango Teen en colaboración con su equipo interno.

En principio, el equipo de Mango ya había realizado una serie de pop-ups con el fin de testear una cantidad de parámetros para el nuevo diseño. Entre ellos se destacó el uso del color como uno de los elementos más destacables de las tiendas temporales que realizaron. Por otra parte, en el briefing se especificó de forma muy clara que la tienda debía tener un alto factor experiencial e interactivo.

Analizando el público objetivo de niños entre 11 y 13 años se intentó buscar un hilo conductor para el diseño relacionado con su estilo de vida.

Así se planteó la nueva tienda de Mango Teen como un mundo de sueños con sus diferentes perspectivas y con sus diferentes elementos inconexos igual que cuando se sueña. No obstante, en este lugar los sueños se hacen realidad a través de elementos que juegan con la mente e invitan al usuario a interactuar con los objetos en su alrededor trayendo el mundo metaverso a la realidad.

Nada más entrar a la primera tienda de Mango Teen, el visitante se encuentra con un túnel retroiluminado que lo descoloca inmediatamente. Una piscina, una recepción de hotel y una lavadora son otros de los elementos inconexos de la tienda que invitan a los adolescentes a entrar en un universo en el que se da un nuevo uso a los objetos, precisando que aquí pueden dejar volar su imaginación y utilizar el espacio como ellos mismos lo sueñan.

En cuanto al desarrollo de los diferentes elementos expositivos, como las estanterías y los burros, se ha buscado en cada momento contrastar las formas habituales que suelen utilizarse para ellos, creando un juego entre líneas rectas y formas orgánicas en una tienda que aspira ser de género neutro.

Siguiendo con el concepto de convertir lo convencional en algo surreal se usan dos tipologías de acabados para el color. Por una parte, el color mate convencional y por otra un color reflectante, haciendo una combinación inusual que a su vez conecta con el mundo digital futurista mediante el flúor.

Proyecto: Masquespacio. Equipo: Ana Milena Hernández, Christophe Penasse. 
Fotografías: Luis Beltran.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí