La esencia de la tierra canaria

0
117

Hotel The Lumm, Las Palmas de Gran Canaria

Elena Molina Interiores, responsable del proyecto de interiorismo del hotel The Lumm de Gran Canaria, le ha dado una nueva oportunidad a este singular edificio de la ciudad que, en su origen, era la sede de Correos.

Desde el momento que el equipo de Elena Molina Interiores, responsable del interiorismo de este hotel, recibe este encargo ha venido realizando un trabajo ininterrumpido en él. Ahora cuenta con ochenta y ocho habitaciones, un lobby multidisciplinar, gimnasio, sala de convenciones y una terraza maravillosa. Para la realización del proyecto, se ha tenido muy en cuenta la ubicación del hotel en la isla de Gran Canaria, por lo que se integran referencias, matices y colores que evocan a la naturaleza única presente en estas islas. También era importante tratar de introducir en el interior la luz del exterior, para ello se crean amplios ventanales, tanto en el área de habitaciones como en zonas comunes.

Para el lobby, se toma como referencia la historia del propio edificio con detalles de los años 70. Se utilizan los dorados, formas geométricas y se le da importancia de la línea curva presente en el mobiliario: sofás, butacas, sillas y en las mesitas de la colección Emma de Momocca que aparecen repartidas por el espacio formando pequeños sets. Esta colección encaja perfectamente por sus materiales naturales, sus dorados y formas circulares. Son diseños que aportan mucha elegancia, además de mucha originalidad y sofisticación. Los colores predominantes son los marrones, beiges y detalles en azul. La interiorista pretende así utilizar texturas y colores de la tierra, la arena y la lava, junto al mar, sin caer en una evidencia excesivamente marcada, pero sí dando unas ligeras pinceladas autóctonas.

Finalmente se trabaja a conciencia con la iluminación. La prioridad era disponer de varias escenas para que el espacio fuera agradable a cualquier hora del día. Para ello se ha confiado en el equipo de Rafael Gavira, quien orquesta un diseño con gran variedad de lámparas junto con iluminación indirecta y sutil. Además, se juega con esa reminiscencia de los años 70 a través de las esferas de vidrio y el ratán natural.

Proyecto: Elena Molina Interiores. Mobiliario: Momocca. Lighting Designer: 
Rafael Gavira. Iluminación: Estiluz. Fotografías: Pedro Benitez Photography.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

diecisiete − 13 =